Ninguno era ella y eso cabrea

Ya me habéis leído por aquí alguna vez mi disconformidad con el discurso feminista puro. Creo que hay muchas generalizaciones que ya no pueden hacerse, creo más en las personas que en los sexos, no puedo con la palabra «empoderamiento» aunque el concepto sea interesante y me huelen tanto a rancio el discurso feminista como el sindicalista. Aunque quede mucho por hacer.

Pero no puedo evitar que me salten todas las alarmas cuando estoy relajada viendo la tele, por culpa de un anuncio sexista, o cuando me llega una convocatoria como esta que me ha encendido el ego femenino.

Y me ha cabreado.

Hace cinco años que me muevo en el sector editorial, del libro. Y toda una vida que me ando por los alrededores de la docencia y de la gestión cultural. Nunca he estado sola. Nunca he sido la única mujer. Siempre he tenido a mi alrededor a mujeres empeñadas también en el mismo intento. Y mujeres brillantes. Referentes en muchos casos.

Y me llega hoy, ¡10 años después de comenzado el siglo XXI! Una convocatoria de los que se suponen la progresía en el mundo del libro con el siguiente encabezamiento: «Reconocidas figuras del sector editorial y de las nuevas tecnologías participan como ponentes en esta jornada».

Y, de 13 ponentes anunciados, 13 son ponentos. Ni una mujer que sea considerada digna de ser escuchada. ¡Toma pan y moja!

¿De veras no hay en todo el mundo del libro ni una sola mujer que tenga algo interesante que decir, algún punto de vista novedoso, o con criterio y autoridad suficiente como para intervenir en calidad de ponente en ese encuentro?

¡Olé sus huevos!

Por supuesto que no acudiré «a fortiori» (por ovarios) a ese encuentro. Las brillantes evacuaciones de semejante plantel serán sesgadas, cuando menos. De modo que la que brillará seré yo, por ausencia.

¡Marchando un keledenato!

Salud, cultura, anarquía y un mundo mejor repartido consigamos

Comentarios

1
De: El jukebox Fecha: 2010-05-13 15:11
Es realmente asombroso. Pienso que no tenemos remedio.

Saludos

 

2
De: webensis Fecha: 2010-05-13 15:48
Entiendo que es anómalo que no haya mujeres entre los ponentes.
Pero ¿eso hace que las intervenciones de los ponentes estén necesariamente sesgadas «cuando menos»? ¿Las mujeres en el sector editorial piensan de forma diferente a los hombres, y entonces al no incluir su punto de vista se sesga el conjunto? ¿Las personas con pene hacen ponencias sistemáticamente distintas a las personas con vagina? ¿O es que los hombres por el hecho de ser hombres ya tienen un punto de vista «sesgado»?

 

3
De: Noe Fecha: 2010-05-13 21:00
Hombres 13, mujeres 0. A eso le llamo yo una goleada.

 

4
De: joía Fecha: 2010-05-13 23:15
efectivamente, no hay una única manera de ‘ser hombre’ o de ‘ser mujer’ ni una única manera de ver el mundo con ‘óptica femenina’ u ‘óptica masculina’ pero sí se podría decir que la forma de abordar asuntos diferentes, y de analizarlos puede ser distinta siendo hombre o mujer o teniendo comportamientos masculinos o femeninos. NO somos iguales, ni tenemos que serlo. Pero si en un foro para hablar sobre banca solamente se ocnvocan a 13 mujeres y no hay ni un solo hombre entre los ponentes… digo yo que faltaría otro punto de vista ¿eing?

Y no tiene que ver con pitos y flores, tiene que ver con formas de abordar situaciones y con diferents formas de ser personas.

Por cierto, les escribí un correo y me han respondido. Son mujeres las que están montando ese encuentro y parece ser que «problemas de agenda» han impedido que haya mujeres en esto… mmmhhh…

 

5
De: webensis Fecha: 2010-05-13 23:51
En cuanto uno piensa que hombres y mujeres no abordan las situaciones del mismo modo, así en general, entonces se abre la posibilidad de que precisamente esa distinta forma de abordar las cosas sea la que hace que no haya ninguna mujer entre los ponentes de unas jornadas.

 

6
De: Anónima Fecha: 2010-05-18 02:43
Pues va a ser que estoy de acuerdo con webensis, pero también con Jaio…

El que no haya mujeres no implica que no se puedan decir cosas muy interesantes. Otra cosa es que no apetezca nada ir por dar un toque a la organización y que otra vez equilibren un poco más la procedencia de los ponentes. No porque las ponencias estén sesgadas en cuanto a contenidos, sino porque da la impresión de que pudiera haber una discriminación (negativa) en la selección de ponentes. Lo mismo pasaría si todos los ponentes fueran de editoriales variadas excluyendo únicamente la ciencia ficción o si los ponentes fueran de diversos lugares excluyendo únicamente Cataluña, claro. Pero entonces no se vería a simple vista en la foto…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.